Muchas veces hemos escuchado hablar a muchos profesores y maestros sobre el hecho de que no pueden innovar en la educación porque no disponen de las herramientas tecnológicas para lograrlo, pero la realidad es que no es algo que debe estar directamente relacionado.

Y es que el hecho de que utilicemos en lugar de una pizarra y tiza, una pantalla digital, no va a cambiar el hecho de que la forma como se impartan las clases sean las mismas, de manera que aunque es cierto que la tecnología ayuda a obtener innovación en la educación, ésta va mucho mas allá de ella, hay que cambiar la manera en la que se educa.

Un proceso permanente

Hay que considerar que el proceso de innovación educativa no implica que las tecnologías estén presentes, sino que se dé un proceso de transformación del modelo actual de enseñanza – aprendizaje, y es que lo que sucede ahora mismo es que muchos profesores se estancan.

Este proceso debe ser original, estar orientado en la búsqueda de la calidad de la educación, del sistema que se utiliza para el aprendizaje, que este pueda tener un mayor valor, y está claro que es algo que nunca se detiene, siempre se debe ir en la búsqueda de esas metas y de la planificación.

En la actualidad se dice mucho sobre innovación en la educación, y de la importancia del uso de las tecnologías, pero está claro que si el docente no tiene claro de que se trata esto, entonces aunque utilicen los mejores dispositivos tecnológicos, no lograra aumentar el valor a la enseñanza y será un proceso que no alcanza los objetivos que se persiguen.


El compromiso del docente es fundamental

Una de las claves principales para lograr una verdadera innovación educativa, es el docente, deben ser personas comprometidas con este proceso, que no se pongan trabas, que se nieguen a los cambios, como hay muchos casos hoy en día, y es un fenómeno del que no solo los adultos con mucha experiencia tienen, sino también algunos jóvenes con poco tiempo en el campo educativo.

Es muy importante considerar el hecho de que con personal comprometido, este proceso puede llevarse a cabo más fácilmente, y es que el educador es uno de los actores principales, un actor que cumple el rol de  llevar a cabo este importante proceso de innovación.

En la actualidad los países están invirtiendo mucho en la actualización de los docentes, pagando estudios enfocando precisamente a innovar la educación, porque no se trata tanto del conocimiento que tengan los docentes sobre una materia en particular, sino en la manera en cómo imparten y hacen llegar el conocimiento a los estudiantes, que deben ser el principal objetivo, el producto a conseguir con tal innovación.

Con la tecnología adecuada, serán mejores los resultados

La tecnología y el hecho de que algunos docentes no se familiaricen con ella no es algo que va a determinar la innovación en la educación, es por esta situación que es muy importante desligar ambas, pero no restarle a la tecnología la importancia que puede llegar a tener en la educaicon, por lo que hay que buscar la tecnología adecuada para lograr así tener los mejores resultados.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *